Archive for noviembre, 2009

Conafor distribuye catálogo de divulgación forestal en FIL 2009

Posted by on domingo, 29 noviembre, 2009

Los niños que participen en el área del taller aprenderán acerca de los diferentes árboles históricos de Guadalajara. M. FREYRIA

Los niños que participen en el área del taller aprenderán acerca de los diferentes árboles históricos de Guadalajara. M. FREYRIA

La Conafor distribuirá su catálogo a través de un stand y un taller en el área de FIL Niños

GUADALAJARA, JALISCO.- La Comisión Nacional Forestal (Conafor) tiene presencia por segundo año consecutivo en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara 2009, a través de un stand y un taller en el área de FIL Niños.

Espera atender este año alrededor de cuatro mil personas y en este marco distribuirá, durante los nueve días de la exposición editorial más grande de Hispanoamérica, material gratuito del mencionado Catálogo de Divulgación.

Explicó que los niños que participen en el área del taller aprenderán, a través de un cuentacuentos, acerca de los diferentes árboles históricos de Guadalajara y de los Altos de Jalisco.

‘Se dará vida a las distintas narraciones escritas por Karla Cárcamo Pérez, como Las vagancias de Bidwillia, la araucaria; El árbol del Vampiro; y La Banda de los Huizaches’, señaló en un comunicado.

Agregó que con imaginación y creatividad en estos cuentos se promueven valores de la cultura forestal, así como la amistad, la solidaridad y el respeto.

En el stand se expone material lúdico mediante juegos didácticos. Se trata de dos tableros sobre los ecosistemas representativos de Jalisco: el Area de Protección de Flora y Fauna Bosque de la Primavera y la Reserva de la Biósfera Sierra de Manantlán.

Con ellos, los niños pueden jugar, competir y conocer la biodiversidad de estos lugares que son testigos de la riqueza natural de México.

Estos materiales aparecerán, en su versión para mesa, el próximo año 2010 y con ellos la Conafor busca que los niños conozcan lo que es un Area Natural Protegida, además de los elementos naturales implícitos en ellas.

El domingo 6 de diciembre, el día de la clausura de la FIL, a las 13:00 horas, se hará la presentación oficial del Catálogo de Divulgación Forestal de la Conafor, entre los que se encuentran más de 200 materiales impresos y multimedia.

Entre ellos, manuales, fichas de información, catálogos, juegos didácticos, cápsulas de videos, con temáticas diversas del sector forestal. El evento se realizará en el Salón ‘A’ del Area Internacional de Expo Guadalajara.

Es por ello que la Conafor invita a todos los tapatíos a visitar sus áreas de atención en la Feria Internacional del Libro.

Informador / NTX – IAMR

Liberan 69 animales silvestres en la Semana Nacional de la Conservación

Posted by on miércoles, 25 noviembre, 2009

Provienen del centro integral de vida silvestre de la Semarnat, donde fueron tratados para su reinserción en el medio natural.

Guadalajara.-En el marco de la VIII Semana Nacional de la Conservación, el centro de vida silvestre de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) realizará la liberación de 69 individuos de diversas especies animales en ecosistemas de Jalisco y Nayarit, informó el responsable del centro, Andrés González Rodríguez.
Los ecosistemas beneficiados son Marismas Nacionales de Nayarit, que pronto será reserva de la biosfera federal, el bosque La Primavera, la sierra de Quila, así como la selva comunitaria de Bioto, en Cabo Corrientes, y la sierra de Mezquitic, explicó el funcionario.
En Marismas Nacionales, enclavadas al norte de Nayarit, se liberaron cinco ejemplares de gavilán de harris (Parabuteo unicinctus) y tres ejemplares de coyote (Canis lantras); para la selva de Bioto hay un ejemplar hembra de ocelote (Leopardus pardalus).
En Sierra de Quila son 19 individuos: aguililla de cola blanca (Buteo albicaudatus), búho cornudo (Bubo virginianus), serpiente alicante (Pituophis deppei deppei), víbora chirrionera (Coluber mentovarius striolatus), tilcuate (Drimarchon melanurus rubidus), coatí (Nasua
nasua) y mapache (Procyon lotor).
En el bosque La Primavera fueron 41 individuos de las siguientes
especies: Aguililla de Cola Roja (Buteo Jamaicencis), Lechuza (Tyto alba), tecolotito (Asio stigux), búho pigmeo (Glaucidium brasilarum), coatí (Nasua nasua), mapache (Procyon lotor), zorrillo, cacomixtle (Bassariscus astutus), tlacuaches (Didelphis virginiana), alicante (Pituophis deppei deppei), falsa coralillo (Lampropeltis triangulum nelsoni), chirrionera (Coluber mentovarius striolatus), ranera esmeralda (Senticolis triaspis), culebra de agua (Thamnophis eques eques), tilcuate (Drimarchon melanurus rubidus), culebra de agua (Thamnophis melanogaster canescens), iguana negra (Ctenosaura pectinata).

Milenio.com / Agustín del Castillo

http://www.milenio.com/node/329082

Denunciarán a Zapopan y ejidatarios por fiesta ”rave” en La Primavera

Posted by on miércoles, 25 noviembre, 2009

308344

Constantemente se están realizando este tipo de eventos y es muy peligroso, ya que los jóvenes se meten a áreas boscosas

ZAPOPAN, JALISCO.- Debido a que recientemente se han realizado fiestas “rave” dentro y fuera del polígono del Bosque La Primavera, la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas interpondrá una denuncia penal contra el Ayuntamiento de Zapopan y los ejidatarios de La Primavera que permitieron que se realizara esta “fiesta”, en perjuicio de la flora y fauna del área natural protegida.

Durante su visita a Guadalajara, el director de la dependencia federal, Ernesto Enkerlin, abordó principalmente este tema con el director del bosque, José Luis Gámez, y determinó que “nuestra abogada vendrá a Guadalajara a presentar la denuncia ante la Procuraduría General de la República”.

José Luis Gámez resalta que no sólo los Ayuntamientos de Zapopan y Tala son omisos en permitir que se realicen las fiestas “raves”, sino que también la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) –que encabeza José de Jesús Becerra Soto, quien fue médico de Francisco Ramírez Acuña y poco conoce de los temas ambientales— ha sido omisa.

Agrega que constantemente se están realizando este tipo de eventos y es muy peligroso, ya que los jóvenes se meten a áreas boscosas y “pueden generar un incendio que sería peligrosísimo”, tanto para el bosque como para la seguridad de las personas.

“José Luis Gámez nos dio aviso y encabezó la oposición, y es un asunto que nos parece grave. Qué bueno que la gente la visite y que realice actividades, pero que sean actividades compatibles con el espíritu de conservación del bosque”, expresó el director de la Conanp.

Este tipo de fiestas “rave” se realizan desde hace más de 10 años en el Bosque La Primavera. Incluso, ha habido gente que por sobredosis ha fallecido ahogada en el río y, durante la administración de Francisco Ramírez Acuña, se realizaron operativos en el área de Las Tortugas, pero con el pretexto de que eran “francachelas” y no con el sustento de la protección del polígono protegido.

Informador / Redacción NAGH

En estudio, declaratoria de protección para El Bajío

Posted by on martes, 17 noviembre, 2009

    303833

  • El decreto traería mayores regulaciones ambientales para la urbanización del sitio

La Villa Panamericana se localizaría dentro de un área natural protegida de carácter estatal, y bajo la categoría de protección hidrológica

GUADALAJARA, JALISCO.- La zona de El Bajío, en donde se construirá la Villa Panamericana y otros proyectos de gran envergadura, como el Centro JVC y la Ciudad Judicial, está en proceso de ser declarada área natural protegida de carácter hidrológico por parte del Gobierno del Estado de Jalisco.

La Secretaría de Medio Ambiente para el Desarrollo Sustentable (Semades) le solicitó a un grupo de investigadores de la Universidad de Guadalajara y del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores  de Occidente (ITESO) que elaboraran los estudios técnicos justificativos para el decreto de protección, los cuales fueron concluidos y entregados en mayo de este año.

Fue la propia titular de la Semades, Martha Ruth del Toro Gaytán, quien dio a conocer en 2008 el proyecto de área natural estatal, cuyo principal objetivo es la recuperación y preservación del acuífero de Atemajac, al que llamó “el mayor bien ambiental de toda la Zona Metropolitana de Guadalajara”.

Y puntualizó: “Hay unas zonas que son quizá las más valiosas, que son las de El Bajío, que no tienen todavía ninguna perturbación humana y deberíamos preservarlas en el plazo muy corto, porque simplemente aquí no hay de otra, o lo protegemos o lo perdemos, no hay opción” (EL INFORMADOR  27/10/2008).

De esta forma, en los estudios técnicos están consideradas para el decreto tanto el área que comprende la Cuenca Hidrológica de Atemajac, como la referida de El Bajío, ambos polígonos representan juntos una extensión de 40.3 kilómetros cuadrados, o cuatro mil 30 hectáreas. El primero es el más amplio, con 30.8 kilómetros cuadrados –tres mil 80 has. –, el segundo es menor, con 9.56 kilómetros cuadrados  –956 has. – (ver gráfico).

El Bajío

Para conocer más acerca del proyecto de área natural protegida de carácter hidrológico, EL INFORMADOR consultó a Luis Valdivia Ornelas, uno de los investigadores del Departamento de Geografía y Ordenación Territorial de la UdeG que participaron en los estudios técnicos justificativos.

El Bajío es una zona deprimida con condiciones geológicas y topográficas que le confieren una alta permeabilidad, pues combina el ser una cuenca cerrada que no puede drenar el agua que retiene, con su capa de suelo abundante en pómez que facilita la infiltración del líquido hacia al subsuelo; en otras palabras, el agua que se dispersa en su superficie sólo tiene dos opciones: infiltrarse o evaporarse.

En total comprende 27.96 kilómetros cuadrados –dos mil 796 has. –, de los cuales, 18.40 –mil 840 has.- ya están protegidos dentro del decreto del Bosque La Primavera (ver gráfico). Esto es positivo, explica Valdivia Ornelas, pues se trata precisamente de las dos cuencas (Boca del Arena y El Arena) de las que provienen los escurrimientos que llegan a la zona hundida de El Bajío. Esta área en desnivel mide 9.56 kilómetros  –956 has.–, que son los que se intenta proteger ahora que ya presenta 35% de urbanización.

La capacidad de infiltración de El Bajío se vio reducida desde la década de los setenta, explica el investigador, periodo en el que comenzaron las actividades extractivas de arena de río en bancos de material, lo que originó un gran conjunto de socavones que impactaron las condiciones naturales del sitio.

Lo interesante es que los estudios señalan que el agua que se infiltra en El Bajío alimenta al acuífero de Atemajac y viene a aflorar en manantiales como los que se encuentran en los dos polígonos de Los Colomos, el de Guadalajara y el de Zapopan, y que fueron de gran relevancia para dotar de agua a la ciudad a principios del Siglo XX.

Por esta interconexión es que la propuesta de área natural protegida bajo la categoría de protección hidrológica integra a El Bajío con la Cuenca de Atemajac: “El sistema de cauces (de Atemajac) reconoce a El Bajío como la zona de infiltración”, señala el investigador.

El Bajío y la Villa

La Semades invitó a los investigadores que elaboraron los estudios técnicos justificativos del decreto de protección para que analicen el proyecto de la Villa Panamericana y participen como un grupo de seguimiento en la ejecución del mismo, con el fin de establecer medidas de mitigación que reduzcan su impacto en las condiciones del sitio. 

“Es una zona que es cerrada y, por lo tanto, el agua no puede salir por superficie, entonces toda el agua va a tener que infiltrarse, ahí es fundamental establecer una política de manejo territorial integral en todo El Bajío”, dijo Valdivia Ornelas.

El decreto de protección le brindaría un carácter legal –y, por tanto, obligatorio – a estos requerimientos o exigencias en aspectos hidrológicos para los desarrollos inmobiliarios actuales y próximos en el sitio.

Área natural urbana

El polígono propuesto para el decreto de protección estatal (comprendiendo la Cuenca Hidrológica de Atemajac y El Bajío) encierra un área urbanizada en 90%, por ello las políticas que se implementarán harán una distinción entre las zonas alcanzadas por el desarrollo urbano y las que no.

“Se están identificando las zonas que todavía tienen menor densidad poblacional, que todavía son áreas verdes, y esos serían los polígonos de mayor atención”, ha dicho con anterioridad Antonio Ordorica Hermosillo, director de Planeación Ambiental y Desarrollo Sustentable de la Semades (EL INFORMADOR 4/5/2009). 

Esas zonas de mayor atención son el polígono de Los Colomos, en Zapopan, también conocido como predio de La Campana, en Acueducto; “La Coronilla”, un lunar sin urbanización entre las avenidas Patria, Acueducto y Periférico; y, finalmente, la propia zona de El Bajío (ver gráfico).

En aquella ocasión, Ordorica Hermosillo explicó que para las áreas urbanizadas el decreto traería mayores regulaciones en cuanto al manejo de las aguas pluviales y residuales de los desarrollos, en cambio, las áreas libres de concreto serían sujetas a medidas para su preservación e infiltración del agua.

Lo que viene

La Semades se ha pronunciado sobre la factibilidad de edificar la Villa Panamericana con adecuaciones técnicas a favor de las condiciones naturales de El Bajío; sin embargo, no ha precisado cómo afectará la inclusión de ese desarrollo en los trabajos para la declaratoria de área natural protegida de la zona. Se solicitó una entrevista, pero no fue concedida.

La última información que brindó la Secretaría en este tema refería que los estudios técnicos justificativos de los investigadores serían turnados a la Secretaría General de Gobierno para su análisis jurídico, luego sigue la consulta pública y, de avanzar, el propio gobernador Emilio González Márquez estaría en condiciones de emitir la declaratoria de protección.

El investigador Valdivia Ornelas concluyó: “Ya se había olvidado El Bajío, con o sin la Villa esa zona ha seguido creciendo en los últimos años y tenemos algunos impactos muy serios de algunos desarrollos que se han dado en los últimos años y no se había puesto a discusión ese tema; qué bueno que la Villa ha sido el detonante para voltear y ver esa zona como una muy importante y de interés para la sociedad en general”.

En la promoción de este decreto de carácter hidrológico destaca la gestión que han realizado organizaciones sociales como Ciudadanos por Los Colomos, con integrantes como Virginia Acosta, y su interés por la protección del predio de La Campana.

La propiedad de ese terreno se encuentra en litigio entre el Gobierno estatal y la representación legal de la Compañía Industrial de Guadalajara (Cijara), pero podría consolidarse como un nuevo bosque urbano, según los planes de ese grupo ciudadano y el Ayuntamiento de Zapopan.

Alternativas técnicas que asegurarían las capacidades de infiltración de El Bajío

El Socavón: Primero y más importante, es la implementación de una política de restauración y restitución del suelo en el conjunto de socavones originados por los bancos de materiales ahora inactivos, y que podrían representar un área de 30 hectáreas.

La mayor parte del agua que llega al socavón se evapora, y la que se infiltra se hace de manera puntual e intensa, lo que es inconveniente, pues estas corrientes podrían generar oquedades subterráneas. Si se interviene este conjunto de socavones podría consolidarse como una zona de infiltración de gran relevancia.

Urbanización controlada: Es necesario que se establezcan máximos posibles de urbanización en El Bajío, es decir, no se debe de urbanizar en su totalidad para evitar una alteración dramática en los servicios ambientales que provee para la ciudad y el acuífero de Atemajac.

Presas de retención: La topografía de El Bajío vuelve factible la creación de presas de retención que favorezcan la infiltración del agua que llega a la zona, y que a la vez permitan controlar los escurrimientos superficiales por las calles del lugar.

Infiltración de agua sin contaminantes: Todas las adecuaciones técnicas que se implementen en El Bajío para estimular la infiltración del agua al subsuelo, deben venir acompañadas de complementos para librar al líquido de contaminantes, como el alquitrán. Existen sistemas de drenaje para aguas pluviales que permiten a través de cajas de almacenamiento la alimentación de los acuíferos.


Acciones necesarias

Recuperación de cauces: El Río Atemajac, que corre en medio de la Avenida Patria, es el cauce principal de la Cuenca Hidrológica de Atemajac y colecta el agua de otros cuatro arroyos cercanos que persisten: El Arroyo Los Girasoles (en la zona del Trompo Mágico), el Arroyo Los Coyotes (cerca de la Universidad Único), el Arroyo El Chochocate (en Los Colomos) y el Arroyo La Campana (en el predio del mismo nombre, en Acueducto antes del Periférico).

Es recomendable implementar acciones en el Río Atemajac y las otras cuatro microcuencas tendientes a la restitución de algunas de las condiciones originales que presentaban, como secciones de sus cauces mucho más amplias que permitían conducir un volumen mayor de agua, así como la sinuosidad que desapareció cuando fueron rectificados al ser intervenidos con fines urbanísticos, otorgándoles en sus trazados líneas rectas y ángulos rectos.

La integración de áreas verdes (parques lineales) y la habilitación de represas disminuirían la velocidad con la que actualmente los cauces conducen los escurrimientos, así se evitarían inundaciones e incrementaría la infiltración.

Reforestación de zona de manantiales: Las áreas donde se encuentran pozos o manantiales, como en el polígono de Los Colomos, en Zapopan, deben reforestarse para combatir los procesos de erosión que se están registrando en estos momentos, y, de esta forma, mantener en buenas condiciones sus suelos.

El Informador / Redacción AMB

Puede ser desastroso para bosques baja de presupuesto al Proárbol

Posted by on lunes, 16 noviembre, 2009

Hay 45 actividades además de la reforestación, a las que se debe aplicar gasto público, señalan silvicultores de Jalisco y del país; la pobreza y la destrucción aumentarán si le quintan mil mdp.

Guadalajara.- El sector forestal del país atisba consecuencias desastrosas si se confirma la reducción presupuestal al ProÁrbol de mil millones de pesos, pues puede generar colapso de actividades productivas en los bosques mexicanos, donde habitan más de trece millones de personas en situación de pobreza, en medio de la mayor riqueza natural, amenazada con desaparecer si la silvicultura pierde estímulos.

Esto piensan distintos actores, como el Consejo Civil Mexicano para la Silvicultura Sostenible (CCMSS), la Unión de Asociaciones de Silvicultores del Estado de Jalisco, y directores de áreas naturales protegidas de esta entidad, ante el anuncio de la reducción del gasto federal en esa área, para dejarla en 3,463 millones de pesos, anunciada por los diputados la semana pasada.

“Puede ser un golpe fuerte al sistema de áreas naturales protegidas, pues al establecerse las reservas se cancelan muchos usos para los dueños del bosque, y estos programas eran los que nos estaban dando posibilidades de compensarlo”, advirtió el director del bosque La Primavera, José Luis Gámez Valdivia.

Por su parte, los silvicultores jaliscienses emitieron un comunicado en el que destacan que “por muchos años, las políticas públicas marginaron al sector forestal de contar con apoyos para el desarrollo, habiéndose privilegiado otros sectores, lo que provocó un fuerte rezago histórico. Casi 70 por ciento de la superficie del país tiene vocación forestal, pero por décadas el sector estuvo en el olvido y sujeto a fuertes procesos de deterioro. Para revertir estos procesos se requiere de políticas de largo plazo e inversiones que permitan garantizar la restauración de ecosistemas, garantizar la provisión de servicios ambientales e impulsar el manejo forestal sustentable de los recursos forestales, todo ello en beneficio de sus dueños y poseedores y de la sociedad en general”.

Añaden: “el gobierno federal ha tomado la decisión de apoyar al sector forestal, y ha sido cuestionado en cuanto a los resultados alcanzados, en ocasiones sin fundamentos y basado en hechos muy particulares, a partir de los cuales se ha generalizado”, lo cual es una alusión a las críticas a la reforestación, programa que es uno de más de 30 que incluye el Proárbol.

A su juicio, el recorte ocasionará “problemas para prevenir y atender presupuestalmente la prevención y combate de incendios forestales”; disminuirán las oportunidades “de fortalecer el desarrollo de ejidos y comunidades forestales”; “se corre el riesgo de afectar la capacidad de captura de carbono y la emisión de gases de efecto invernadero, que agravarán los problemas de cambio climático que estamos viviendo”, y “se contará con menos elementos para atender la problemática de deforestación”.

Además, “se incrementaría el riesgo de perder biodiversidad y no se podrán apoyar acciones de conservación y restauración en áreas naturales protegidas”, lo que deriva también en “incumplir con compromisos internacionales en materia ambiental, tales como los Objetivos de Desarrollo del Milenio, Protocolo de Kioto”.

Otros problemas que se acentuarán es el azolvamiento de infraestructura hidroagrícola, los daños derivados de desastres naturales –pues la naturaleza pierde sus capacidades de amortiguarlos al perderse cobertura natural- y el agravamiento del déficit comercial, por más de seis mil millones de dólares por año, y de la migración, marginación y pobreza.

Coincide el CCMSS, que agrupa a diversas organizaciones del país que impulsan la forestería comunitaria: “Si bien, las evaluaciones efectuadas al Proárbol por la Auditoría Superior de la Federación […] han evidenciado fallas e incumplimiento de metas en el Programa de Conservación y Reforestación (Procoref), algunos otros programas como el Programa de Desarrollo Forestal comunitario (Procymaf), Programa de Desarrollo Forestal (Prodefor) y Pago por Servicios Ambientales (PSA) han logrado en estos últimos años contribuir de manera sustantiva en el manejo sustentable y conservación de los bosques y selvas del país”.

Así, la propuesta de recortar el presupuesto “no es la solución a los problemas de su ejecución ni contribuye a la conservación de los bosques y selvas del país”.

La evaluación hecha al Proárbol “corresponde a ejercicios anteriores, con una administración que privilegió la reforestación de manera inadecuada que en su momento fueron denunciadas por las organizaciones civiles. Los malos resultados de la reforestación no representan los resultados de otros programas incluidos en el Proárbol. El Proárbol no es sólo reforestación sino que incluye un listado de 45 tipos de apoyos que contribuyen a la realización de diferentes actividades a favor del bosque”.

13 millones de personas “que habitan y son dueños de 80 por ciento de los bosques y selvas país, indígenas en su mayoría y con fuertes índices de marginación, se verán afectadas si se efectúa una reducción del presupuesto al sector forestal, lo que seguramente promoverá retrocesos en el manejo sustentable y la conservación de los ecosistemas forestales”.

De por sí, “la crisis económica ha tenido fuertes impactos en los productores forestales, incluyendo las comunidades y ejidos que producen madera certificada -98 por ciento de la producción certificada nacional-. La reducción de recursos disponibles para apoyar la producción forestal comunitaria, además de tener impactos directos en el empleo rural, contribuirá a la disminución de la producción forestal nacional, provocando así un incremento en el déficit comercial y el crecimiento del mercado ilegal de madera”.

La descentralización del sector forestal, añade, “es un aspecto necesario para su desarrollo, sin embargo, los estados no cuentan con la estructura de gestión que garantice la correcta ejecución del presupuesto. Dar los recursos de Proárbol directamente a los gobiernos estatales y los municipios representan un grave riesgo de incrementar la falta de transparencia y los desvíos de recursos, ya que la ASF no podrá evaluarlos”.

Además, “la nueva administración de la Conafor incluye a personas de gran experiencia en el sector forestal, que provienen de la academia y la sociedad civil, que representan la oportunidad de lograr avances importantes en el manejo sustentable y la conservación de los recursos forestales”.

El CCMSS recomienda no disminuir el gasto público, sino “promover cambios en la distribución de los recursos destinados a Proárbol, para privilegiar el ordenamiento del territorio, el desarrollo del manejo forestal sustentable, la certificación, la restauración de los ecosistemas forestales, la producción maderable y la competitividad del sector forestal, en lugar de destinar anualmente más del 40 por ciento de los recursos a la reforestación”.

Milenio.com / Agustín del Castillo

http://www.milenio.com/node/323035

Medio Ambiente, secretaría más castigada en el presupuesto 2010

Posted by on jueves, 12 noviembre, 2009

299297

La dependencia percibirá 121 millones 993 mil pesos para el próximo año, sólo 0.19% del total del presupuesto estatal

GUADALAJARA, JALISCO.- Por tercer año consecutivo la secretaría con menos presupuesto será la de Medio Ambiente para el Desarrollo Sustentable, de acuerdo con el Presupuesto de Egresos 2010 que presentó el gobernador Emilio González Márquez al Poder Legislativo.

En 2008, la dependencia gastó 79 millones 645 mil pesos.  Este año, aumentó a  130 millones de pesos, y para el próximo, se reducirá a 121 millones 993 mil pesos, lo que representa 0.19% del total.

En contraste, los recursos para la Secretaría de Turismo aumentaron de 194 millones 447 mil pesos, en 2009, a 223 mil 55 pesos. Y la secretaría con mayor gasto será la de Educación, con 26 mil millones 787 mil pesos, es decir, 42% de los 63 mil 759 millones que ejercerá el Estado.

González Márquez ha señalado que habría reducción en gastos, como en el uso de combustibles, de energía eléctrica, de viáticos, de papelería, de agua potable, etcétera, la realidad es que en la Semades el gasto para estos rubros aumentó y se disminuyó el dinero para ejecución de proyectos.

En nómina hay un aumento de 55 —ejercidos este año— a 60 millones, y en gastos operativos (como organización de congresos y exposiciones, viáticos, pasajes…) el incremento es de 14 a 17 millones; mientras que en fomento de actividades de protección, conservación y preservación ecológica, la reducción es de 10 veces menos: de 17 millones a un millón 700 mil pesos.

A las dependencias que tampoco les han levantado el castigo presupuestal son la Dirección General del Bosque La Primavera, que continuará con siete millones a través de la Secretaría de Desarrollo Rural, aunque se estima que requiere 18 millones de pesos anuales para su funcionamiento; a la junta intermunicipal del Río Ayuquila y al patronato del Nevado de Colima, con cuatro millones de pesos, respectivamente, y al Comité Regional de la Sierra de Quila, con seis millones de pesos.

Los que tendrán más holgura son los parques de la Solidaridad y el Metropolitano, pues a pesar de no ser áreas naturales protegidas, ejercerán 10 y 13 millones de pesos, respectivamente.

TABLA

Presupuesto de Egresos

2009                 2010

Semades                                                     130’063,860    121’993,947
Parque de la Solidaridad                                    7’707,400    10’000,000
Fideicomiso Bosque de la Primavera                   7,000,000    7’000,000
Parque Metropolitano                                       13’011,600    13’191,480
Fideicomiso para la Cuenca del Río Ayuquila       4’000,000    4’000,000
Comité Regional de Protección, Inspección y Fomento de los recursos naturales de la Sierra de Quila A.C.                                                                                   6’000,000    6’000,000
Patronato del Nevado de Colima y Cuencas Adyacentes   
4’000,000    4’000,000

El Informador / Redacción AMB