Protegen al bosque

This entry was posted by on domingo, 24 enero, 2010 at
Foto: Salvador Alcalá

Foto: Salvador Alcalá

Alrededor de 20 elementos, entre guardabosques y caseteros del Bosque de La Primavera, son los encargados de cuidar que no se registren incendios en esta área natural.

La Torre San Miguel, que se ubica en uno de los puntos más altos del bosque, juega un papel muy importante. Esto lo expresó Juan Manuel Wizar, guardabosques de este lugar, quien se dedica a dar recorridos por una amplia zona de La Primavera.

Mencionó que para evitar incendios se está prohibiendo a los visitantes el uso de asadores, hacer fogatas y toda actividad que pueda iniciar un incendio y que, por razones de geografía, pueda propagarse de manera inmediata a otras áreas del bosque.

“En cuanto el personal de la Torre San Miguel detecta una fogata, nos avisa a los guardabosques, quienes inmediatamente acudimos al punto e invitamos a las personas a que apaguen la fogata”, dijo el guardabosques.

Señaló que en cuanto se detecta un incendio, inmediatamente se avisa a la Semarnat, quienes acuden al bosque para evaluar la magnitud del siniestro; mientras, guardabosques y personal de La Primavera proceden a extinguir el fuego.

Mencionó que los incendios son impredecibles, aunque dijo que están preparados para este tipo de contingencias (que pueden ocurrir en cualquier momento del año).

Por su parte, Jiovanny Valenzuela (casetero), menciona que su labor al momento de que la gente ingresa al bosque, es la de invitarlos a que no prendan fogatas, que no ingresen bebidas alcohólicas y que respeten los lineamientos que tiene el Bosque de La Primavera, para evitar cualquier contingencia.

El Occidental / Juan Manuel Rivas

http://www.oem.com.mx/eloccidental/notas/n1490219.htm


Leave a Reply